Javier Milei lanza «operativo contención» a gobernadores pero rompe fideicomisos para obras

El nuevo golpe con la eliminación de fondos fiduciarios.

Javier Milei lanza «operativo contención» a gobernadores pero rompe fideicomisos para obras

Adorni anunció que Milei «decidió eliminar determinados fondos fiduciarios», aunque no precisó cuáles de los 28 existentes en la órbita del Estado nacional, según un relevamiento realizado por la Oficina de Presupuesto del Congreso (OPC), serán alcanzados por la medida.

«Descubrieron los fideicomisos»

El “operativo contención” tiene una paradoja: la eliminación de fondos fiduciarios por u$s2.000 millones golpea de llenos a las provincias. Más allá de haber difamado a esas herramientas como “cajas negras de la política” con cierto éxito, los gobernadores ven el anuncio como un nuevo ataque porque de allí salen fondos para obras de forma continua.

“Descubrieron los fideicomisos y creen que es lo peor que le pudo pasar al mundo. ¿Cómo creen que se hacen las obras de infraestructura? Ni siquiera se puede hacer circo político porque la mayoría van bajo tierra: dan agua, salud, cloacas”, dijeron desde un distrito a este medio.

En otra provincia mencionaron a tres fondos cuya eliminación los perjudicará: el de Integración Socio Urbana, el de Infraestructura Hídrica y el de Infraestructura Regional. “Tenían que ver con obras en barrios carenciados, no había ninguna truchada en las obras que había en ejecución. Muchas se hacían con aportes provinciales y luego se compensaban cuando ingresaban esos fondos”, expresaron. Los tres fondos están dentro del extenso listado que publicó ayer el gobierno. Esta quita se suma al recorte de los subsidios al transporte, al fondo de incentivo docente, a la poda de ATN y al ajuste en obras mayores.

En tanto, un gobernador radical dijo a Ámbito: “Nosotros no tenemos ninguna obra comprometida con los fideicomisos. Obviamente, los creo De Vido para agilidad en las obras”, dijo.

Así, bajo el argumento de “cortar el curro de la casta”, Milei le asesta un nuevo golpe a los gobernadores. Con un acierto discursivo: quien se queje en voz alta quedará expuesto como parte de ese “curro”, por más de que tal «curro» no existiera.

¿Se puede recomponer el vínculo de Javier Milei con los gobernadores? ¿Es factible el éxito del “operativo contención”? Difícil diagnosticarlo en un universo donde las ofensas pueden ser pasajeras. Pero las señales no parecen alentar un abrazo.

Déjanos tu comentario