Pese a la postergación del aumento de impuestos a combustibles subió la nafta

En las primeras horas de este miércoles 1° de mayo comenzó un nuevo aumento de los precios de la nafta y el gasoil. La suba e de entre 4%, por lo que la nafta súper en la Ciudad de Buenos Aires quedaría por arriba de los $ 870 por litro. La mitad de la suba se debe a una compensación por la devaluación y la otra mitad a la recomposición de precios producto de la inflación.

Pese a la postergación del aumento de impuestos a combustibles subió la nafta

El incremento sucede pese a que el Gobierno postergó hasta junio la actualización de los impuestos a los combustibles (de $ 61,82 por litro de nafta y $ 42,07 en el gasoil), que iban a entrar en vigencia en mayo y que hubieran generado un ajuste de entre un 3,7% y un 7,4% solo por esa razón.

“El Poder Ejecutivo Nacional publicará un Decreto en el Boletín Oficial, a través del cual se diferirá la fecha en la que tendrá efecto la actualización correspondiente al Impuesto a los Combustibles. La medida implica que no habrá incremento alguno por dicho concepto en el mes de mayo”, indicaba el reciente comunicado del Ministerio de Economía.

Aumentó la nafta: cuánto costará el litro de súper y premium en mayo

Con la nueva actualización en los impuestos al combustible prevista por el Ejecutivo, el litro de nafta subiría casi un 8% promedio en la Ciudad de Buenos Aires. Resta conocer de cuánto será el incremento que aplicarán las petroleras en los valores de venta en los surtidores.

Así, en caso de que YPF aplique un alza del 7,38% sobre los precios vigentes, el litro de nafta súper y premium serían los siguientes en la Ciudad de Buenos Aires (CABA):

  • Nafta súper: de $837 a $871.
  • Nafta premium: pasaría de $1033 a $1075.
  • El gasoil súper costará $920.
  • El gasoil diesel premium costará $1168.

Los precios de los combustibles aumentaron 119% desde que asumió Javier Milei, repartido en seis incrementos de 38%, 27%, 6,5%, 7,5%, 4,6% y 4%. La suba tan pronunciada en poco tiempo se explica por el salto del tipo de cambio oficial de diciembre y por la actualización de los impuestos a los combustibles en el primer trimestre, que estaban congelados desde 2020.

 

Déjanos tu comentario